Los temas del blog

Imaginemos un mundo donde todos

A magical break

… En esta sociedad imaginada, que llamaremos utopía-1303 (por ponerle un número a la utopía que proponemos), cada niño que nace tiene asegurado un puesto en la sociedad, no porque se le designa sino porque él lo descubre acompañado por otros miembros de la sociedad (que no lo guían sino solo interactúan con él y le muestran posibilidades y consecuencias). Esta sociedad sabe que no está terminada, no está completa y cada niño es una posibilidad de cambio, de cualquier tipo de cambio. Entiende que cada niño es un conjunto único de posibilidades en forma de capacidades y de su articulación, y que esta articulación no es un resultado sino un continuo reacomodo en función de la satisfacción que determinada configuración de desempeño de capacidades produzca en el niño y en las personas que interactúan con él.

Esto no puede lograrse en la sociedad actual, en la que vivimos hoy, porque el contexto inmediato en el que nace es insuficiente. No basta con las combinaciones de desempeño que se pueden realizar con los contextos alcanzables por el contacto físico: su casa, su barrio, su escuela (y en su futuro: su universidad o su trabajo). Se requiere que el niño participe en muchísimos contextos, diversos escenarios de actuación, para que encuentre la combinación plena.

Este encuentro con la combinación plena no es único, puede cambiar con los años, pero se empieza con una. Además, no es tan simple como decir “esto me gusta”. Para que identifique esta combinación no basta con una satisfacción íntima, sino que además debe recibir reconocimiento del contexto, es decir, el reconocimiento de las personas con las que interactúa.

Color Water Drop Final

Por lo tanto, hay que proporcionar esos contextos múltiples con la riqueza de interacción y realismo suficiente para que el niño pueda actuar con convicción y apego o adhesión. Al mismo tiempo, tiene que aprender a explorar sus capacidades y a identificar la satisfacción o la plenitud, y distinguirla de la excitación o el gozo momentáneo, es decir, tiene que aprender a juzgar su propio yo. Por eso, las exploraciones de contextos deben ser guiadas por otros que ya establecieron esas diferenciaciones, que serán sus tutores y que no necesariamente están en su mismo entorno físico (o que generalmente no lo están, diría yo).

Como leemos, la utopía-1303 se basa en la multiplicidad de contextos accesibles y vivenciados, es decir, en asegurar experiencias plenas en la mayor cantidad posible. E incluye varios supuestos:

  1. la experiencia plena es siempre positiva para la sociedad siempre que haya suficientes ejemplos
  2. la selección de una personalidad con efectos negativos es consecuencia de insuficiencia o restricciones de exploración o de asistencia en esa exploración
  3. es necesario el reconocimiento de la unicidad de cada persona
  4. los contextos son personas que interactúan

¿Y SERÁ POSIBLE ESTA utopía-1303?

First Thesis Scene Colored on Vimeo

Por definición, las utopías son lugares en los que no estamos. Son componentes de nuestro imaginario. Pero la imaginación es la proyección de algunos aspectos de lo real así como la negación de otros, es decir, no es un ejercicio mental lúdico, es una herramienta para construir la realidad. En ese sentido, pregunto: ¿qué aspectos de la realidad son asumidos por utopía-1303? ¿qué otros son negados?

Las tecnologías de información y comunicación proporcionan acceso a múltiples contextos. Al principio de su existencia difundida, cuando aparecieron radio y teléfono, ese acceso era parcial. En el caso de la radio, el acceso es unidireccional, mientras que en el teléfono es bidireccional. Pero la presencia del contexto al que se accede es muy escasa y debe suplirse con imaginación, es decir, la interacción sensorial no llega a insinuar siquiera un parecido con el cara a cara. La evolución de estas tecnologías fueron proveyendo una imagen más realista, integrando dos o más sentidos (multimedia) para generar experiencias de contexto más complejas.

Whale Bones_Colour selection

En 1954, Isaac Asimov (“el buen doctor”) describió una manera de contactar con otro ser humano por telepresencia, que llamó “viewing” o “visualización” en “Bóvedas de acero” (o ” personificación tridimensional”, como lo traducen en “El sol desnudo” de 1957, la continuidad del anterior). Esta forma de contactar consiste en la co-presencia realista de personas de distintos contextos físicos en un mismo momento. Al profundizar en esta línea, encontramos un artículo fundador del concepto de “entorno virtual”, de Stephen Ellis, “What are virtual enviroments?” (1994). En él define este concepto así:

“son proyecciones (…) que dan la ilusión de estar en otro lugar. (…) una proyección interactiva ampliada por procesos especiales y modalidades de proyección diversas, (por ejemplo: auditivas o hápticas) organizadas para convencer al usuario que está inmerso en un espacio coherente.”

En la misma línea, una definición más moderna, de Ralph Schroeder, en Defining Virtual Worlds and Virtual enviroments, nos explica que son:

“exposiciones / proyecciones / visualizaciones generadas por computadoras que posibilitan o llevan al usuario (o usuarios) a tener la sensación de estar presente(s) en un entorno distinto del que en realidad está(n), y que lo habilita(n) a interactuar con ese entorno”.

Lo que propone esta utopía-1303 entonces puede ser proveído por estas tecnologías (las TIC). Esto es por el lado de generar las posibilidades de actuar en contextos muy distintos al de la presencia física. También por la idea de la tutoría por parte de otros que no están cerca. Es decir, las TIC son el medio de producción de esta utopía. Además, los supuestos de la mencionada utopía se identifican con una especie de individualismo conectado, lo que Jeroen Boschma llama “generación Einstein” para algunos de manera light, pero que se fundamenta en las condiciones sociales que explica tanto Castells (en su concepto de “sociedad red”) como Christakis y Fowler en su libro “Conectados. El sorprendente poder de las redes sociales y cómo afectan nuestras vidas“.

En el fondo de esta intención de un mundo mejor, las TIC hacen su tarea, porque, en esencia, traen a la realidad (es decir, a la experiencia actual) lo que solo podíamos imaginar y nos lo ponen al alcance, creando otras dimensiones que solo estaban antes en nuestra mente.

Imaginemos con más fuerza entonces. Hagamos más utopía.

copford place

Eres bienvenido a compartir...

1 comment to Imaginemos un mundo donde todos

Leave a Reply

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>