Los temas del blog

Tomando blogs con educación

Estuve la semana pasada en Tacna (ver gobierno y turismo), donde encontré un grupo de entusiastas profesores. ¿Qué los entusiasma? Aprender. Estuvimos reunidos el sábado, desde las 10 am hasta las 6 pm. Compartimos la impaciencia de llevar a las aulas lo mejor de la tecnología, pero también la preocupación de no usar la tecnología por la tecnología. ¿Cómo aprovechar la tecnología para la educación? ¿Cómo no dejarse llevar por la marea de innovaciones y noticias?

Estuvimos conversando de varios temas durante la jornada. En general, estamos de acuerdo en que los jóvenes se sumergen en todo lo que es “comunicación”: el chat (a través del MSN, pero compartimos el GAIM como un buen reemplazo), la navegación por internet (con todos sus peligros y aventuras, y empezamos a probar Mozilla-Firefox para navegar mejor y sin tantos riesgos) y ahora están descubriendo los blogs.

Hablaremos en otro post sobre la mensajería en línea (léase “chat”) y la navegación. Empiezo por los blogs, que representa un espacio poco conocido para la mayoría de los maestros, incluso los que están inmersos en esto de la tecnología.

Primero, empezamos a comprender lo que es un blog desde sus “conocimientos previos”: ¿es una página web?, ¿es una revista digital?, ¿es un conjunto de fichas?, ¿es un diario “público”?… En cierto sentido es todo ello:

  1. Página web: un blog se compone de código HTML y usa enlaces
  2. Revista digital: el blog suele tener una orientación que podríamos llamar “política editorial”, es decir, los autores que tratan de ser ordenados publican contenidos de cierto tipo específico y cada cierto tiempo, de manera regular… y los que no quieren ser ordenados, no publican aquello que va en contra de sus convicciones.
  3. Fichas: cada contenido de los blogs tiene título, autor, fecha, y no suele ser muy largo, además se pueden almacenar en un orden determinado (en algunos servicios de blogs, se organizan en CATEGORÍAS)
  4. Diario “público”: los mensajes están ordenados por fecha de publicación y suelen ser personales, es decir, la razón de publicarlos es porque “eso” afectó o interesó al autor. Lo raro es que sea “público”, pero no es un asunto de exhibirse sino de mostrar algo que quizá otro no vería.
Para que aprovechemos los blogs, nos damos cuenta de que esas “comprensiones” apuntan a varias posibilidades y que debemos vincularlas con 3 tipos de necesidades:
  1. Profesionales: el docente está interesado en publicar sus ideas, sus experiencias, sus opiniones y en que sus colegas conversen con él sobre ello (en especial esto, que no se logra con un foro, donde no hay una identidad reconocible e instituida).
  2. Institucionales u organizacionales: el blog puede ser el medio o vocero de una institución educativa, de un grupo de docentes, de una promoción o de un aula determinada. Remitirá informaciones o noticias u opiniones que ayuden a mostrar una mejor identidad (otra vez la idea de identidad) del grupo o institución.
  3. De aprendizaje: El blog sirve para mostrar resultados definidos, no procesos. En él deben colocarse mensajes bien pensados o bien sentidos, que muestren un ejemplo claro de lo que se aprende. Creo que no debe servir para mostrar pruebas de escritura de los alumnos, porque eso debilita la idea comunicativa del blog. El mensaje enviado debe tener cierto nivel de calidad o de importancia. Y debe ayudar a perfilar mejor la identidad de quien lo envía y de quién lo publica.
En Eduteka y en la Revista Telos (tutorial y uso educativo) se han publicado artículos ilustrativos sobre el uso educativo de los blogs (y hay un glosario como para ver el alcance de los blogs), mi intención es sólo señalar algunos empleos concretos a la vez que sistematizarlos.

Y no cito ejemplos de blogs educativos, porque no le quiero quitar la oportunidad a quien me lea, de proponerlos en los comentarios.

Eres bienvenido a compartir...

Leave a Reply

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>